Canciones para eliminar el estrés

Canciones para eliminar el estres

La música ejerce un enorme poder en nuestro estado de ánimo ya que conecta directamente con nuestro sistema límbico, el encargado de regular nuestras emociones. Por eso, la música se puede utilizar para alejar la tristeza, lograr un estado de relajación, ser más optimistas o para eliminar el estrés.

De hecho, el poder de la música es tal que investigadores de la Universidad de Stanford han llegado a afirmar que “escuchar música nos permite recargar nuestro cerebro, de la misma forma en que lo haría un medicamento”. Sin embargo, como podrás suponer, cada tipo de música tiene un efecto diferente sobre nuestro sistema nervioso.

Las investigaciones realizadas en este campo han demostrado que la música que vibra a 60 golpes por minuto es la mejor para relajarnos y aliviar el estrés. Esto se debe a que su ritmo se sincroniza con nuestro cerebro y estimula la emisión de ondas alpha, cuya frecuencia es de 8 a 14 Hertz por segundo y que están vinculadas con un estado de paz interior y relajación, así como a una mayor apertura mental.

Sin embargo, la música no solo incide en nuestro cerebro sino que también modula las funciones vegetativas. Al actuar sobre el sistema nervioso autónomo es capaz de disminuir la frecuencia cardiaca y hacer que nuestra respiración sea más profunda y acompasada. De esta forma, induce un estado de relajación.

La mejor música para eliminar el estrés es la que conocemos como “música de los nativos americanos”, la música celta y la hindú. Los instrumentos de cuerda y las flautas también son muy eficaces y relajantes. Si prefieres otro tipo de música, debes saber que se ha podido comprobar el jazz light también tiene un poder relajante. De hecho, lo más importante es que la música te guste, algunas personas son capaces de relajarse con canciones que en otras tendrían un efecto contrario.

Algunos temas que te ayudarán a combatir el estrés son:

A moment of peace meditation, un adorable tema contemporáneo de piano y con un acompañamiento de instrumentos de cuerdas.

Echoes of time, uno de los temas que mejor representan la música de los nativos americanos, con una espectacular y serena flauta.

Angels of Venice, se trata del Canon en D Mayor de Pachelbel, donde la flauta y el cello se conjugan armoniosamente para inducir la relajación.

Earth Drum, con sonidos naturales, se incluye el ritmo de un tambor, produciendo un efecto particularmente relajante.

Quite mind, su nombre lo dice todo, se trata de un tema poderoso con una clara influencia tibetana.

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

« Ver más artículos de la Revista