¿Qué es la música?

¿Qué es la música

¿Cómo definirías la música? ¿Qué función tiene en nuestra vida? ¿Qué utilidades tiene? Son muchísimas las respuestas a estas tres preguntas ya que cada persona siente, escucha y vive la música de una forma diferente. Cada uno de nosotros tenemos una relación única con la música, tenemos asociados y/o relacionados sonidos a nuestras experiencias y momentos de la vida, ya sean buenos, malos o neutros.

¿Qué es la música? Para mí, y dejo claro que es mi opinión, tan solo es ruido ordenado. Sonidos organizados cual puzle. Nuestro día a día está repleto de desorden, caos. Por ello necesitamos lo bello, aquello que formalmente nos es agradable, es decir, las formas ordenadas de tal forma que nos produce placer. Pero las formas no son solamente visuales si no también auditivas, no hay que identificar como formas  solo aquello que observamos, también todo lo que escuchamos. La diferencia es que las formas visuales pueden tener líneas rectas o curvas, ángulos con diferentes grados o infinidad de lados que forman un todo y las formas auditivas poseen ritmo, tonos y matices.

Vamos a intentar explicarlo de una forma más simple. Es una realidad que existen elementos independientes como las líneas y los puntos y que, como podemos observar en la naturaleza, se estructuran de forma aleatoria y desorganizada produciéndonos placer algunas formas y otras no. Extrapolando esta ecuación a las percepciones auditivas, es una realidad la existencia de infinidad de sonidos que nos ofrece el mundo que nos rodea. Y estos sonidos vagan por el aire empujados por la energía de aquello que lo produce. Es complejo que la propia naturaleza ordene estos sonidos como las formas visuales ya que los primeros son intangibles y los segundos materiales sensibles.

Llegado a este punto es cuando llego a la conclusión de que la música es una proyección nuestra. La realidad moldeada a nuestro antojo para expresar lo que somos. No supone más que una extensión armoniosa de nuestro ser. Al igual que el trigo movido por el viento canta al sol para que le mire, el humano, el ser que piensa, necesita liberar la tensión originada por la realidad.  Sí. Hablo de tensión. Ahí surge la semilla del canto.

Necesitamos expresar lo que sentimos debido a la dificultad de poner palabras a los sentimientos, y al no poderlo expresar se origina la tensión. Según un sentimiento u otro así depende la organización de los sonidos. No hay que olvidar nunca que la música es ruido ordenado, sonidos estructurados de tal forma que expresan lo que las letras no pueden decir. Por ello nos sentimos identificados con tantas canciones y en circunstancias tan diferentes. Lo que hoy te puede parecer la canción favorita, mañana dejará de serlo porque lo que hoy sientes solo lo sentirás hoy y no ayer ni mañana. Ocurre algo increíble al embaucarse en la música ya que el alma de la persona que un día ordenó los sonidos de tal manera se une con mi alma, que siente como suya las sensaciones que transmite la forma.

Somos personas, somos sentimiento, por lo que somos música ya que ésta son sensaciones. Según nuestro estado anímico nos apetece y nos agrada un tipo de música u otro. ¿Porqué los principales fans del punk son jóvenes rebeldes? Pienso que este estilo transmite toda el ansia de destrucción que pertenece en los jóvenes. El rock surge al emerger un sentimiento de ruptura con lo establecido, la psicodelia al querer experimentar y profundizar en nuestra mente, el flamenco al querer transmitir el sufrimiento arraigado al hombre e introduzco un largo etcétera ya que cada estilo, y cada canción, surge como extensión del hombre que siente, no el que piensa, y como cada persona tiene un sentir diferente, toda música es diferente en cada oído. ¿Qué es para ti la música?

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

« Ver más artículos de la Revista