Las guitarras más caras de la historia. Parte I

Guitarras caras

Existen una infinidad de guitarras y entre estas muchísimos modelos y tipos. Pero sin duda hay guitarras con historia, tan especiales y además empleadas por grandes de la música, cuyos precios se encuentran por las nubes. Hoy vamos a hablar de las diez guitarras más caras de la historia, vamos de menos a más.

1. Fender Stratocaster Brownie 450.000 dólares

Esta guitarra, que perteneció a Eric Clapton fue utilizada durante la época de Cream y se convirtió en la predilecta para la banda Derek and The Dominos. Hoy forma parte del museo Experience Music Project, creado por Paul Allen, cofundador de Microsft.

2. Fender Stratocaster Gold Leaf 455.000 dólares.

Si es que a Eric Clapton, le encantan las modificaciones y sobre todo que le hagan guitarras que luego tocadas por el sean piezas de museo. En esta ocasión, a principios de los 90 le pidió a un lutier que le hiciera una guitarra legendaria. La verdad, es que al final lo logró después de tenerla como guitarra en dos giras mundiales, la de 1997 y la de 2001. Luego se vendió a un precio de medio millón de dólares en la casa de subastas Sotheby’s.

3. Gibson SG 1966 570.000 dólares

En esta ocasión fue más el marketing de la empresa Gibson, que ofreció un par de este modelo a George Harrison y John Lennon de los Beatles que la utilizaron de vez en cuando, hasta la grabación del álbum blanco. Finalmente un subastador anónimo la compró en el año 2004.

4. Fender Stratocaster Lenny 623.000 dólares

Esta guitarra fue un regalo por parte de la mujer de Stevie Ray Vaughan, en su 35 cumpleaños. La llamó así en honor a ella y la convirtió en una de las que más usaba. Cuanto el famoso guitarrista murió, su hermano Jimmy la donó y fue comprada por la casa de instrumentos Guitar Center que la subastó y vendió por este precio.

5. 1939 CF Martin 791.000 dólares

Los unplugged son discos que cambian a los artistas, y en esta ocasión Eric Clapton volvió a sacar a flote su carrera a principios de los 90. Para este concierto empleó este modelo de Martin que luego subastó para recaudar fondos para Crossroads, su centro de rehabilitación.

 

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

« Ver más artículos de la Revista