La historia de la música Funk

Cuando se hace referencia a la historia de la música funk, es inevitable no hablar de la música dance ya que esta se desarrolla al mismo tiempo, justo cuando empezaron a abrirse las primeras discotecas y había una gran demanda de un estilo comercial que incitase a bailar.

James Brown Funk

No obstante, hay quienes afirman que los primeros vestigios de la música funk se pueden encontrar más atrás en el tiempo, allá por el año 1965 y de la mano de canciones como: “Papa’s Got a Brand New Bag”. Sin embargo, no fue hasta el 1970, con la famosísima canción “Get Up (I Feel Like Being a) Sex Machine” de James Brown, que la música funk se consolidó definitivamente.

En aquel momento el estilo de la música funk representaba una forma de improvisación y espontaneidad en la ejecución de la música, sobre todo si lo comparamos con el rhythm and blues que era mucho más previsible. El sonido funk se distingue por la línea del bajo que, junto a la típica estridencia en el toque de la guitarra, contribuyen a crear la base típica sincopada que podemos escuchar en todas las piezas del funk.

Si James Brown se define como el rey de la música funk, a nivel comercial se puede afirmar que algunos grupos de los años ‘70 como los Earth Wind and Fire y The Chic, también pusieron su granito de arena para contribuir al éxito y la difusión de este género por todo el mundo.

Otros artistas menos conocidos por la mayoría de las personas pero que se ganaron un puesto en la historia de la música funk fueron Sly Stone y George Clinton. El primero supo conjugar en su famoso disco: “Dance to the Music” de 1968, un poco de rock con funk y psicodelia. El éxito fue enorme. Posteriormente, en el 1969, salió a la venta “Stand!”, otro gran éxito y en el 1971 apareció “There’s a Riot Goin’ On”, considerado una verdadera obra maestra.

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

« Ver más artículos de la Revista